The ultimate automated hybrid solution

Adora DRFi combina en un equipo único radiología estática y dinámica con fluoroscopia de baja dosis. Como permite realizar todas las exploraciones y procedimientos radiográficos y fluoroscópicos en una sala, Adora DRFi contribuye a aumentar la eficiencia tanto en el flujo de trabajo como en la utilización de los equipos.

El joystick ergonómico y la consola remota permiten un manejo completo de Adora DRFi desde la sala de control. Un monitor de fluoroscopia y el pedal de exposición de Adora son herramientas esenciales para los estudios realizados en el interior de la sala de exploraciones. Gracias a la consola inControl el radiólogo consigue un control total del equipo desde la sala de exploración.

Adora permite obtener imágenes en prácticamente cualquier proyección, ya sea de forma totalmente automática o manual.

Adora no requiere reposicionamiento del paciente para proyecciones laterales como las axiales de cadera izquierda y derecha.

Adora proporciona una ergonomía innovadora que facilita y simplifica su uso.


Detectores con tecnología de última generación

Adora DRFi se fortalece gracias a los detectores inalámbricos CXDI y el software de tratamiento de imagen de última generación de Canon. El detector integrado en el sistema genera imágenes fluoroscópicas y seriadas con un área efectiva de 43 x 35 cm. Se pueden agregar al sistema detectores planos inalámbricos ultraligeros, con batería integrada y almacenamiento de imágenes, que también pueden ser utilizados de forma independiente según las necesidades. El software RF de Canon proporciona las más avanzadas herramientas de postprocesado y gestión de imágenes para obtener siempre resultados óptimos.

Adora DRFi permite reducir al mínimo el ajuste manual del sistema, pues el modo automático garantiza un posicionamiento rápido, preciso y fácil del detector y del tubo. El joystick SmartHandle de Adora permite un ajuste fino fluido y motorizado.

La programación anatómica se puede configurar incluyendo los parámetros de exploración y el posicionamiento automático del equipo. El equipo permite guardar las posiciones ajustadas manualmente para su uso posterior.

La camilla de fibra de carbono, con tablero flotante de gran resistencia, ofrece rotación de hasta 340° alrededor de la base garantizando un acceso fácil y completo al paciente, así como condiciones de trabajo óptimas incluso en salas de tamaño reducido.


Una consola opcional facilita el control completo del sistema dentro de la sala, incluso el alineamiento tubo-detector, el posicionamiento y los ajustes del generador. El monitor en tiempo real muestra imágenes fluoroscópicas dentro de la sala, pudiéndose agregar opcionalmente una pantalla táctil y un pedal para activar fluoroscopia junto a la camilla de exploración.

Para un funcionamiento óptimo, la gran pantalla de 12” de Adora rota automáticamente para mantenerse horizontal en todo momento. Los menús cortos y fáciles de usar, con iconos muy intuitivos, guían al usuario y dan acceso inmediato a los parámetros del generador y a la vista previa de la imagen.

Adora dispone de un elevador de techo opcional para el paciente, indispensable para el manejo de personas inmovilizadas, ancianas y con sobrepeso. Consta de un sistema elevador integrado y de un cabestrillo de izado que permiten al personal movilizar a los pacientes fácilmente y con el mínimo esfuerzo hasta colocarlos en la posición deseada.